martes, 4 de marzo de 2014










Los carnavales son la celebración más representativa de El Callao. Esta festividad se inicia, prácticamente, el día jueves antes de carnaval, justo en el momento en que The Same People elige a su reina, acto que ya forma parte de la cultura de los locales; este certamen se lleva a cabo usualmente en la Plaza El Jobo.
Esta tradición popular es de gran relevancia para los lugareños, en ésta ellos reviven la herencia que han recibido de los cultores del pasado, pero adaptándose a los nuevos tiempos, proveyendo a los viajeros, cada vez más, de servicios de calidad durante su estadía. Además de estar enclavado cerca de muchos monumentos naturales, lo cual le permite a los turistas conocer las bondades de la naturaleza en las zonas aledañas.

Esta fiesta se diferencia por mostrar una mezcla cultural y racial única. Además, el calipso es también un sello único de la fiesta, pues se trata de un ritmo cantado en mezcla de inglés y español, con mucha percusión a cargo de tambores de todos los tamaños, tanto de madera como los metálicos steelpan, elaborados con toneles de acero recortados por la mitad, herencia de las culturas africanas, antillana, española y anglosajona.
Las comparsas están integradas por personajes que representan la sociedad callaoense del siglo 19, como las madamas, vestidas con pesados trajes de muchos colores, grandes turbantes y gran cantidad de collares.
Desde mi punto de vista creo que según el tipo de cultura que se viva en cada lugar, las fiestas son más particulares. Hay que valorar mucho todo el esfuerzo que conlleva todas las preparaciones para cuando llegan estas fechas, esto requiero un duro trabajo durante todo el año pero al final, en este caso en El Callao han recibido su recompensa.



Patricia Olivares, 1º Bto B

0 comentarios:

Publicar un comentario